TECNOLOGÍA SLEEP ANGEL

“La tecnología sleep angel se aprovecha en la elaboración de colchones, almohadas, edredones y fundas. Esta tecnología consiste la instalación de un filtro capaz de “dejar respirar” o permitir el flujo de aire dentro y fuera del relleno o núcleo de dichos productos.

Este filtro se coloca sobre el forro hermético que impide la entrada de agentes patógenos y humedad. Al mismo tiempo dicho filtro forma una barrera protectora microscópica para bloquear la penetración de agentes patógenos, virus, bacterias, hongos y ácaros; tampoco deja pasar líquidos ni humedad al interior, así como asegura el aire puro contenido.

Su filtro de respiración PneumaPure presenta en su tejido una aberturas de 0.2 micrones, la cual no admite el paso de virus (0.4 micrones) ni de bacterias (0.8 micrones). Permite que el interior del producto se ventile a través de una membrana laminada microporosa especial para impedir el paso de agentes patógenos o fluidos (genera un efecto hidrofóbico para repeler líquidos); con estas características, facilita la limpieza externa del producto.

El sellado hermético del forro SafeWeld, se hace con ultrasonido y remplaza cualquier tipo de costura o cierre. Su cubierta Bio-Shield o forro es de tejido de poliuretano resistente, impermeable y repelente a la humedad; permite un pleno control de su acumulación y facilita la limpieza. Este material reduce el calor. Su diseño y composición brindan mayor confort al usuario. La calidad de sus componentes, acabados y diseños garantizan el mantenimiento de la forma original y la prolongación de su vida útil, ofrecen una ergonómica basada en la flexibilidad y adaptación del producto al cuerpo.

Ofrecen una opción franca y apoyan la misión de reducir el índice de adquisición de infecciones provocadas por camas hospitalarias y utensilios relacionados contaminados. Varios productos convencionales para el descanso como almohadas, colchones y edredones, se convierten en vectores de contaminación e infección. Principalmente por sus características, proceso de elaboración, materiales, costuras, ventilaciones de aire, forros, fundas y cubiertas. La contención de humedad en sus superficies externas y núcleos interiores genera peligrosos medios de cultivo y transmisión.

La imposibilidad del control de fluidos, provoca la formación de focos infecciosos y altos riesgos de contaminación de camas y almohadas, entre las que destacan las infecciones cruzadas hospitalarias que, aunadas a la dificultad de su control, representan un gran problema para los hospitales, incrementan altamente el riesgo contra la salud y se traducen en costos considerables. Todo eso representa un aumento del riesgo de incidencia de enfermedades infecciosas y en la preservación de los mayores focos infecciosos inadvertidos, de contacto directo con los pacientes.

Ante todo eso, con sleep angel emprende y consolida una serie de estrategias y acciones exitosas, más amplias y garantizables para el control de la salud a nivel internacional. En consecuencia muchos hospitales sustituyen sus productos convencionales para el descanso de los enfermos por productos SleepAngel ya que los productos finales de la integración de toda la tecnología sleep angel, se destaca con las siguientes características:

–  Antibacterial (norma AATCC-147-1993)
–  Fungistático o antihongos (norma AATCC-030-2004)
–  Impermeable (norma NMX-A-257-1984)
– Anti flama (norma California TB 117)

Para la mayor conservación y prolongación de la vida útil de los productos con tecnología sleep angel, se cuenta con entrenamientos accesibles y cuidados especiales para su manejo y limpieza. El entrenamiento se basa en la identificación, el uso de sustancias y formas apropiadas para la limpieza y los procedimientos para facilitarla. Los cuidados consisten fundamentalmente en el mantenimiento del producto, en la constancia con que debe asearse y la inspección periódica de sus componentes.

El mantenimiento se basa fundamentalmente en la limpieza constante del producto con herramientas e instrumentos adecuados, con limpiadores y productos auxiliares recomendados, así como en el cuidado de hacer que la cubierta permanezca seca. Particularmente comprende el quitado de manchas, suciedad y polvo, con la frotación suave y rápida con un trapo humedecido en agua jabonosa.

De forma inmediata se procede a retirar el excedente de la jabonadura con otro trapo seco. Es esencial desinfectar adecuadamente los componentes para minimizar el riesgo de contracción de infecciones cruzadas. Se hace indispensable el uso de un desinfectante específico. Por ningún motivo se aplicarán solventes, aceites o agentes corrosivos, como tampoco se cepillará o se ocupan sustancias o productos abrasivos.

El uso de los productos con tecnología sleep angel se traduce en la reducción de costos, principalmente por su prolongada duración y por la eliminación de costos de lavandería no realizados, asociados a los productos convencionales.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *